DARK LIGHTS

Es gracioso mirar atrás y ver cómo es que uno se vestía antes. De hecho siento que ahora no me importa mucho si voy vestida según lo que se espera, es decir, ¿cada uno tiene su propia onda, no? Hace unos días fui a un par de eventos durante el fin de semana. Desde que se abrieron una serie de galerias de arte en el Callao (por el real San Felipe) la ciudad puede gozar de muchos eventos donde el arte prima y es el centro de atención. Son juntas sumamente enriquecedoras que promueve el arte de nuestros jóvenes artistas peruanos.

El lugar aunque no tenga fotos ahorita me encantó, de hecho hubo una fiesta en la terraza de ese día, donde habría música y exposiciones. Ya empezaba el frío así que opté por una camisa súper ancha y con manga larga. Esta camisa la compré un día en una venta de garage cuando caminaba por Barranco. Era en literal un garaje y vi los estampado y colores y simplemente me cautivó. Las mangas, además, eran de gasa negra, y se podía ver a través, súper cool. Es demasiado genial encontrar prendas así, que son tan especiales y que sabes que no verás asi nomás. Cómo ya la pieza era muy llamativa, decidí combinarla con unos pitillos negros junto con unos zapatos bien minimal negros.

Eso que les he contado fue el comienzo de mi noche, pero como tengo muchas cosas que hacer ahorita les contaré el final. Cuando terminamos de disfrutar de muchas interpretaciones espontáneas en un cafecito de por allí en el Callao, nos fuimos hasta Barranco la segunda edición de una nueva fiesta que se llama SODOMA. De hecho lo que mas me gustó muy aparte de la música fue que la gente realmente le dio mucha importancia a sus outfits y eso en conjunto se veía genial. Me encanta ir a un lugar y ver a todo el mundo en ese plan, pienso que la gente ya le da más rienda suelta a su imaginación al vestir.

Kisses.

 

Blusa – VINTAGE

Panalón – Maria

Zapatos – Forever21

FOTOS POR LALO RONDÓN

(Las fotos de la fiesta fueron sacadas del fan de Sodoma)